miércoles, 1 de marzo de 2017

Un elefante enano.


En India nace un elefante enano.

O sea, nace normal, pero luego pasan los años, no crece y se queda enano.

Lo encuentran en un sector supuestamente sagrado, por lo que algunos hombres lo empiezan a adorar.

Y claro, como adorar hoy en día incluye sacarse fotos y difundir por redes sociales, la noticia se esparce rápidamente.

Entonces comienzan a llegar más hombres y más fotos y hasta algunos creen que el elefante enano hace milagros así que se hincan ante él y le piden sus deseos.

Por último, un canal internacional de noticias envía un grupo de expertos a observar al elefante.

Los lugareños no dejan que nadie entre en contacto con él, por lo que todas las conjeturas de estos expertos deben hacerse por observación.

Así, tras pocos minutos, los expertos parecen estar de acuerdo en que aquel no es un elefante enano, sino un elefante de pocos meses de vida.

Las palabras de los expertos molestan a los hombres pues aseguran que el elefante ha estado ahí por varios años.

Muestran fotos y grabaciones, para probarlo.

Entonces los expertos observan esos videos y coinciden que ese es también un elefante bebé, pero señalan que no puede ser el mismo que ven ellos físicamente en el lugar.

Lo extraño del caso es que el supuesto argumento de los expertos constituye más bien una falacia, ya que solo señalan que no puede ser el mismo pues si el elefante era bebé hace años, no puede seguir siendo bebé en aquel momento.

Lamentablemente, el eco de los expertos queda en el ambiente y hace que muchas personas comiencen a dudar y pierdan interés al poco tiempo.

Y claro, apenas dejan de creer en él, el elefante crece hasta alcanzar proporciones normales.

Por último (por esto último), expulsan al elefante del lugar sagrado.

No tenemos más historia.

2 comentarios:

  1. ¡Me encantó!
    Muy lindo haber encontrado tu blog gracias a Kenzaburo Oé.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar

Seguidores

Archivo del blog

Datos personales